Crítica

Tenemos un presidenteTomás Astudillo presentó Instantes de campaña en el Doc Buenos Aires.

Con Instantes de campaña, Tomás Astudillo nos sumerge en la gira de Rafael Correa por todo Ecuador en su campaña electoral de 2013. El director acompañó al líder ecuatoriano por más de 30 días para intentar captar su cotidianeidad.

Desde el comienzo se lo ve a Correa en el asiento del acompañante de un auto, con personas corriendo a su lado sujetando las banderas de su partido político, Alianza País (lista 35). El blanco y negro de la escena se hará extensivo en los 52 minutos del documental pero no por motivos estilísticos, sino discursivos. “Nos permite tomar distancia de la campaña y no saturar con el verde propio del partido de Correa”, aseguró el director.

Uno de las grandes atractivos del film es poder meterse en la intimidad de la gira electoral de un presidente histórico. Astudillo fue contratado por la agencia de publicidad en la que trabajaba para grabar una propaganda de Correa y ahí comenzó a gestar la idea: “Mientras grabábamos el spot, pensaba ‘qué bueno sería que alguien nos filmara haciendo esta propaganda'». Así, sin perder demasiado tiempo, Astudillo habló con el equipo de prensa de Correa y acordó las condiciones para empezar con su documental: las decisiones serían de él, al igual que el corte final, para lograr una mirada propia sobre la campaña. «Nuestro primer día de rodaje fue el último día de filmación de esa propaganda», recordó.

Al igual que el blanco y negro, otra constante a lo largo del film es el jingle de la propaganda correísta: “Nosotros somos el pueblo y lo tienes que saber, ya tenemos Presidente, tenemos a Rafael”. En cualquier región de Ecuador, en todos los actos a los que asiste Correa, la canción es puesta en los parlantes y completada por los presentes. Con esa simple fórmula –ya tenemos presidente-, la propaganda oficialista intenta borrar de la contienda electoral a sus posibles contrincantes.

Esa estrategia es también desarrollada por Correa en una entrevista televisiva donde le preguntan por las críticas que le realiza Gustavo Lasso, “el segundo en las encuestas”, según comenta el conductor del programa. “El segundo en las encuestas es no sabe/no contesta”, responde entre risas Correa, intentando suprimir a su inmediato rival.

Alejándose de los sets de televisión, el film también se inserta en los pueblos visitados en la campaña electoral. “Hicimos el trabajo con dos equipos, donde uno acompañaba al Presidente y otro esperaba en el pueblo”, comentó el director. De esta forma, Instantes de campaña muestra escenas de los hombres y mujeres que esperan la llegada de Correa.

Hacia el final del film, en otro acercamiento a su intimidad, podemos ver el momento en que Rafael Correa, rodeado de su familia y de su equipo de campaña, sigue por televisión los resultados de los comicios. “En cierto modo, Correa me decepcionó, esperaba encontrar algo diferente de lo que vemos en televisión, algo más humano», lamentó Astudillo.

 

 

Comentarios

comentarios

Comment here